martes, 24 de junio de 2014


2 comentarios:

Jorge Curinao dijo...

Como cuando el silencio es posible
y las palabras empiezan a temblar.

ANITA dijo...

Gracias Jorge por tu comentario. Visite tu blog. Recomendable. Gracias por compartir.